miércoles 24 de julio de 2024 - Edición Nº2058

Universidades Públicas | 29 dic 2023

Por el presupuesto universitario

Para el vicepresidente del CIN “tener las universidades abiertas va a ser el gran desafío”

Victor Moriñigo aportó su visión junto a otros rectores con relación al congelamiento de la partida universitaria prorrogada para 2024 por el Gobierno nacional.


La gestión de Javier Milei decidió prorrogar el presupuesto 2023 para las universidades nacionales. Ante un panorama inflacionario que empeora día a día, la desregulación de los precios y el aumento de tarifas, el congelamiento de los recursos operará como un marcado ajuste a la educación superior.

En este marco, el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) envió a la Secretaría de Educación un presupuesto de 2,5 billones de pesos, que representa alrededor de un 300 % de aumento en relación con la partida inicial que recibieron las casas de estudio para 2023.

Si no se aprueba, rectores y gremios docentes advirtieron que se vería comprometido el funcionamiento de las universidades a partir de abril: afrontar el año entrante con el ingreso nominal de enero 2023 es una alternativa inviable, entendiendo que este año finalizará con una inflación cercana al 180 %.

Las nuevas autoridades de Educación se presentaron formalmente ante el Comité Ejecutivo del CIN el martes pasado. Al día siguiente hubo un segundo encuentro, en el que tanto el titular de la secretaría, Carlos Torrendell, como Alejandro Álvarez, quien será subsecretario de Políticas Universitarias, se comprometieron a estudiar las demandas más urgentes de los rectores en materia operativa.

«Actualmente, las cuestiones de corto plazo que nos ocupan son el pago de salarios de diciembre que se realiza en enero y el abono de las resoluciones firmadas por el gobierno anterior», dijo el vicepresidente del CIN, Víctor Moriñigo y agregó “la cuestión será que las universidades puedan abrir, ya no que crezcan o se desarrollen sino que se pueda garantizar su funcionamiento con chicos adentro y profesores pagos. Si abrimos con el mismo presupuesto nos va a alcanzar para cuatro meses”. Cabe destacar que las resoluciones adeudadas son asignaciones de fondos que fueron comprometidas por la gestión anterior y están pendientes de pago.

No obstante, la principal cuestión a resolver de cara al 2024 es el crédito con el que contarán las universidades. Desde el CIN reclaman una actualización del presupuesto del corriente año, que fue de 752 mil millones de pesos, para afrontar el año entrante con 2,5 billones.

Según los rectores que integran el Consejo Interuniversitario, el aumento de más del 300 % surge de considerar lo mínimo que estiman necesario para funcionar correctamente.

«Lo que pedimos no es un presupuesto aspiracional, ni apuntamos a que con esto las universidades vayan a desarrollarse y crecer, sino que es el mínimo para abrir las puertas, porque vamos a tener un problema muy grande cuando haya inconvenientes con las tarifas, los comedores universitarios, las becas o los insumos para investigación», sostuvo Moriñigo, rector de la Universidad de San Luis.

Para Moriñigo, las reuniones con el Gobierno han sido positivas, puesto que «no se habló de la palabra voucher, privatización, ajuste ni cierre». Sin embargo, ratificó que cada institución está realizando una planificación financiera para afrontar el recorte presupuestario, aun si se aprobara lo pretendido por el CIN.

«En mi universidad ya hemos establecido prioridades. Lo académico de grado y posgrado y de nuestra escuela secundaria, la investigación en ciencia y tecnología y el sostenimiento de las becas son los puntos que vamos a priorizar. Afuera queda el relacionamiento con la sociedad puntana que no vamos a poder continuar», lamentó.

En la misma línea se manifestó Enrique Mammarella, rector de la Universidad del Litoral, quien ilustró las dificultades que enfrentarán las universidades en caso de prorrogarse el presupuesto de este año: «Es como que te dijeran que con el salario que cobraste en enero del 2023 vas a tener que vivir todo el 2024». Por su parte, el rector de la Universidad de Rosario, Franco Bartolacci, anticipó un trabajo conjunto con el gobierno provincial para afrontar la merma en recursos nacionales.

OPINÁ, DEJÁ TU COMENTARIO:
Más Noticias

NEWSLETTER

Suscríbase a nuestro boletín de noticias