viernes, 24 de abril de 2020 |Hora: : :

Opinión


El desafío de ayudar a estudiar en cuarentena

Fecha Publicación: 24/04/2020  10:00 

Nota de opinión de Hernán Toso, docente de la Tecnicatura en Salud Mental de la UADE, sobre la educación en tiempos de cuarentena
 
 
Por: Hernán Toso (*)
 
La educación de niños y adolescentes en cuarentena ha puesto a los adultos en una situación que suele generar un elevado nivel de estrés: por un lado, enfrentarse a plataformas y medios educativos y tecnológicos casi o totalmente desconocidos, y por otro, asumir un rol de “acompañante pedagógico” para el cual pueden sentir que no están preparados.
 
Las entidades educativas han reaccionado de manera dispar ante el abrupto e imprevisto cambio de modalidad presencial a virtual. Algunas han sido más rápidas de reflejos y han echado mano de los recursos que ya venían desarrollando en carreras a distancia, y a otras la adaptación les ha resultado un poco más dificultosa, pero todas finalmente han hallado el camino para continuar brindando sus servicios.
 
En mayor o menor medida, las clases físicas pudieron suplantarse con distintas estrategias: clases sincrónicas, textos adaptados, ejercicios, cuestionarios, guías de estudio, videos, gráficos y aplicaciones específicas. Sin embargo, no todos estos medios resultan óptimos para una de las tareas más importantes en la situación de enseñanza-aprendizaje, especialmente en la escolarización inicial, primaria y los primeros años de secundaria: el acompañamiento.
 
En efecto, estar “al lado”, guiar, asesorar, aconsejar, corregir en el momento, inspirar, hacer una pregunta clave, dar una pista, motivar, contener, bajar la ansiedad, entre otras, son tareas esenciales que el docente lleva a cabo en el aula y que es casi imposible reemplazar por medios electrónicos, porque requieren de la espontaneidad, la improvisación, el feedback y la co-creación in situ con el alumno.
 
Ahora bien, dadas las actuales circunstancias, ¿cómo ayudar de la mejor manera posible, sin naufragar (ni hacer naufragar) en la desesperación y el desasosiego ante contenidos aparentemente ininteligibles, plazos perentorios y programas y conexiones que “se cuelgan”?
 
Un gran secreto es aprovechar la dificultad y transformarla en oportunidad: pensar que, a pesar de todas sus desventajas, estas clases a distancia forzosas pueden ayudar a lograr un grado elevado de autonomía intelectual, algo que es indispensable no solo para los estudiantes, sino también para el desarrollo de cualquier profesión.
 
Elaborar y definir parámetros de búsqueda de información, analizar y evaluar el material, relacionar contenidos, plantear hipótesis, “descreer” de los postulados, confrontar fuentes y construir conocimiento basado en la investigación constituyen el grado máximo de las operaciones mentales involucradas en cualquier proceso de enseñanza-aprendizaje.
 
Y no es imposible, aún sin haber estudiado didáctica ni pedagogía, ayudar a preparar el terreno para alcanzar ese grado ideal de autonomía. Basta con tener en cuenta algunos principios básicos:
 
a) La tarea es responsabilidad del alumno, no de quien lo acompaña. De nada sirve “hacerla por él”. Esto solo logra coartar su capacidad de iniciativa y negarle la posibilidad de descubrir, de construir, de sentirse protagonista. Y además es un acto de deshonestidad intelectual (y un pésimo ejemplo).
 
b) No resuma por él. Deje que extraiga las ideas centrales y que las anote en una hoja o en un documento nuevo, y que saque sus propias conclusiones y elabore sus propias ideas. A lo sumo, corríjalo o ayúdelo si ve que se equivoca.
 
c) Formúlele preguntas que tenga que responder con elaboraciones propias, no con datos puntuales que puedan extraerse expresamente. Por ejemplo, pregunte sobre causas y consecuencias (las famosas preguntas encabezadas por "¿Por qué…?” y “¿Para qué…?") o sobre aspectos y características (“¿Cómo es…?”) y no sobre fechas o cifras exactas.
 
d) Haga que establezca relaciones entre hechos e incluso entre textos, y que él mismo plantee preguntas al texto o al apunte de clase.
 
e) Si se encuentra con un contenido que no alcanza a comprender y no se puede contactar al docente, haga que busque información en páginas confiables y en fuentes serias (revistas digitales, libros electrónicos, papers de universidades, etc.). Evite los blogs y las páginas con resúmenes y apuntes. Si dispone del tiempo suficiente, corrobore la veracidad de la información obtenida consultando diferentes sitios.
 
f) Ayúdelo y guíelo en la búsqueda de la información. La combinación de palabras clave en un buscador es una herramienta considerablemente útil.
 
g) No agote la consulta en textos escritos. En la red hay excelentes videos tutoriales. Debe tener la precaución, eso sí, de que el autor sea alguien destacado y/o con experiencia o autoridad en el tema. Al igual que con los textos escritos, siempre es preferible optar por las producciones audiovisuales de las universidades, fundaciones, medios oficiales y canales de televisión dedicados a la cultura, entre otros.
 
h) Sea paciente. Responder implica un complejo proceso de elaboración. Dele el tiempo necesario para desarrollar la respuesta.
 
i) Piense algunas acciones más que pueda realizar para ayudar a estudiar y añádalas a esta lista.
 
j) Incluso si desea verlo desde un punto de vista práctico, tenga en cuenta que, si lo ayuda a ser lo suficientemente autónomo, cada vez se hará más independiente y le demandará menos tiempo a usted.
 
Recuerde que lo más importante de la tarea no es el hecho de redactar las respuestas o las soluciones, sino el proceso mediante el cual se llega a ellas. Al fin y al cabo, ya sea en la modalidad presencial o en la virtual, el fundamento de todo acto educativo sigue siendo el mismo: ayudar a pensar, ayudar a ser. Ni más ni menos.
 
(*) Docente de la Tecnicatura en Salud Mental de la UADE




Fuente: (UADE)

Compartir

Busqueda

Texto a buscar:



ir a Archivo [+]

Más Información

Link

- Acceso a link's de Interes.

Barceló Noticia

Seguinos en twitter

Seguinos en twitter

     

Universidades HOY
E-mail: info@universidadeshoy.com.ar
prensa@universidadeshoy.com.ar
Buenos AIres - Buenos Aires
Argentina


NAVEGACION


REDES SOCIALES

Copyright ©2020 todos los derechos reservados Diseño Web Grandi y Asociados Diseño Web Grandi y Asociados