lunes, 16 de abril de 2018 |Hora: : :

Universidad Nacional de Quilmes


Informe de la UNQ: Importaciones golpean duro al sector industrial

Fecha Publicación: 16/04/2018  11:48 

Al debilitamiento que sufre el mercado interno como resultado de políticas económicas que provocan la reducción del consumo de los argentinos, se sumó en los últimos meses un aumento de la participación de productos industriales que ingresan desde el exterior en el marco de una apertura de importaciones que impacta de lleno en las economías regionales
 
Un reciente informe elaborado por la Universidad Nacional de Quilmes reveló que las políticas de liberalización de la economía del gobierno nacional hicieron que por cada punto de incremento en el consumo de productos manufacturados en Argentina, los importados crecieran nueve puntos. Según el análisis de esa casa de estudios, durante 2017 el consumo de bienes manufacturados de origen nacional creció un 1,6 por ciento mientras que la importación de productos industriales aumentó un 13,7 por ciento. En otras palabras, los artículos importados volvieron a incrementar su participación en el mercado interno, reemplazando en muchos casos la mano de obra de miles de argentinos. El estudio muestra que en los dos últimos años la cuota de mercado de los importados escaló 3,8 puntos porcentuales para pasar de 17,8 a 21,6 por ciento, el nivel más elevado desde 2012. Esta apertura indiscriminada se ha traducido en una fuerte pérdida de puestos de trabajo en el sector industrial, que registra 67.000 empleos menos que en diciembre de 2015.
 
Por otra parte, si bien el índice Hecho en Argentina (IHA) que estima el consumo interno de bienes industriales de fabricación nacional registró el año pasado un alza interanual de 1,6 por ciento, la mejora no alcanzó para compensar la contracción de aproximadamente un cinco por ciento observada en el año 2016. El informe en cuestión advierte que la recuperación estuvo concentrada en un segmento limitado de actividades mientras que otras profundizaron el comportamiento contractivo, señalando además que el año pasado el crecimiento de la demanda interna de bienes nacionales se concentró principalmente en los sectores que abastecen con insumos y bienes de capital a la construcción. Según el análisis, durante 2017 esa actividad creció 10,4 por ciento, unas cuatro veces más que el PIB agregado, mientras que a partir de la obra pública y las edificaciones urbanas, los mayores incrementos se observaron en el consumo de maquinarias (17,4 por ciento), productos metálicos (12,9) y laminados de acero, hierro y aluminio (12,5), equipamiento eléctrico (7,6) y minerales no metálicos (7,5).
 
Las caídas más pronunciadas en el consumo de productos fabricados en el país, en tanto, se observaron en calzado y otros productos de marroquinería donde la caída alcanzó al 12,1 por ciento. También mostraron un desempeño contractivo la actividad dedicada al ensamble de televisores, equipos de audio y comunicaciones con una baja del 8,9 por ciento mientras que la actividad textil nacional retrocedió 7,2 por ciento y las prendas de vestir lo hicieron un 5,7 por ciento. Si se pone la lupa a nivel sectorial, se observa que el crecimiento de la participación de las importaciones fue generalizado y alcanzó a 12 de los 17 sectores analizados por el índice Hecho en Argentina. Las variaciones más importantes en la cuota de mercado ganada por los productos externos se observó en equipos de TV y comunicaciones (7,3 puntos porcentuales), el complejo automotriz-autopartes (5,9 puntos), maquinaria eléctrica (5,4 puntos) y calzado y productos de marroquinería (4,5 puntos).
 
El estudio de la Universidad de Quilmes advierte también que al comenzar la gestión de Cambiemos en el orden nacional se desplomó el consumo de bienes de producción con mano de obra local pero subieron los volúmenes importados, una combinación muy destructiva que lamentablemente registra antecedentes en la historia argentina y que, se sabe, tarde o temprano tendrá un alto costo para el país.
 
En ese sentido, el estudio remarca que en 2017 los bienes industriales importados crecieron nueve veces más que el consumo de los bienes fabricados por empresas nacionales, muchas de ellas pymes. El problema es que lejos de revertirse, la situación se fue agravando ya que el primer bimestre de este año las cantidades de productos importados aumentaron un 26 por ciento, mientras que la producción industrial lo hizo un 3,9 por ciento. Es lamentable que se repita una historia que ya se vivió en la Argentina, con políticas que son nefastas para la industria nacional y el trabajo de los argentinos. Es de esperar que se escuchen las voces que advierten sobre el fuerte impacto negativo que tienen las importaciones y que se corrija el rumbo adoptando medidas que fortalezcan el trabajo de las empresas nacionales.




Fuente:  (Diario Norte)

Compartir

Busqueda

Texto a buscar:



ir a Archivo [+]

Más Información

Link

- Acceso a link's de Interes.

Seguinos en twitter

Seguinos en twitter

     

Universidades HOY
E-mail: info@universidadeshoy.com.ar
prensa@universidadeshoy.com.ar
Buenos AIres - Buenos Aires
Argentina


NAVEGACION


REDES SOCIALES

Copyright ©2019 todos los derechos reservados Diseño Web Grandi y Asociados Diseño Web Grandi y Asociados